miércoles, 3 de diciembre de 2008

ARTE Y VIDA



Señores, ya parece que han quedado lejos los días de temporal de poniente, de momento tenemos los norestes, navegables en Sanlúcar, para mí algo nuevo y un filón de una veta del todo interesante ser explotada.
Me sorprendo aún de los sitios tan magníficos de los que disponemos, sobre todo fuera de la época estival, época más gustosa para nosotros , cuando pululamos como mosquitos del levante sin practicamente impedimentos a lo largo de nuestras costas.
Alguien puede pensar que exagero, pero debemos pensar en las condiciones: cada viento, dirección e intensidad, calidad, corrientes, mareas, van a determinar el sitio donde finalmente nos metamos. Saber que la dirección de un viento en un sitio quizás no es conveniente (off shore), como el norte o nordeste, la mayoría de las veces, no es igual quedarse sin navegar, siempre habrá alternativas, buscar el spot cuya orientación recibe ese mismo viento side (lateral).
Con esto no quiero decir que no se pueda navegar con viento off shore, pero si lo haces con esa dirección corres riesgos, lo que tienes que hacer es, si finalmente no logras ceñir para volver o no puedes relanzar la cometa, es soltarla y volver encima de la tabla o buscarte la vida para, flotando con ella, regresar a costa. Luego te tomas unas birras y te relajas, al día siguiente comprate otra cometa o cambiate de deporte. Yo he visto desaparecer por el horizonte dos cometas soltadas en la orilla en cuestión de segundos.
¿Es que ahora vamos a tener que ser metereólogos?, a mi antes me daban igual los partes, ahora los devoro...Normalmente los que están navegando siempre en el mismo sitio creen conocer todas las condiciones de su spot, aunque sobre la marcha se cometan fallos a la hora de elegir finalmente el sitio.
En Tarifa el levante y el poniente no funcionan igual en verano que en invierno, pongo un ejemplo: elegir Punta Paloma o Valdevaqueros en invierno o primavera temprana, craso error! Este viento, cuya naturaleza es constante o menos racheado que el levante, suele ser paupérrimo allí.
Hay que ir a Arte y Vida, a la charca o a los Lances. Lo suyo siempre es preguntar, y, si por ejemplo,en plena semana santa, con viento de poniente, no hay nadie en Punta Paloma será por algo, joder! La gente no es tonta, y menos en Tarifa, donde hay gente navegando todo el año...
siempre he dicho que el mar en verano parece una piscina, el agua parada y más templada, del todo tonta y sin olas como las de los mares de fondo de invierno...para colmo uele a veces a gasoil y de postre un pez volador de algodón (compresa con alas), por no decir otras cosas...
Los que llevan tiempo cerca del mar o han sacado los dientes en él saben lo cambiente, traicionero , que puede llegar a ser, pongo como ejemplo los pescadores gallegos, si, extremo, pero cierto, le tienen un respeto que roza la línea del miedo, por lo visto, cuando se reunen familias de pescadores, al albur de la lumbre, recuerdan viejas y ya legendarias historias acerca de lo bueno y malo que el mar les reportó, y, no deja de haber quien en sus carnes probó el lado amargo del mismo.
Y que decir de los buceadores, ellos mejor que nadie saben que un día aparentemente tranquilo puede albergar peligros por mor de las corrientes, si no que se lo pregunten a Alvaroheré, preguntadle que le pasó en una zona conocida como la fritera.
De todas formas quienes mejor que los que hemos dedicado también nuestra adolescencia practicando windsurf o surf para describir aunque sea con pocos matices lo heterogéneo de este medio y eolos asociados.
A lo que iba, resulta que estoy empezando a echar de menos esas tardes detrás de las escollera, cabalgando las olas y deslizándome sobre las espumas de nata salada que en su colada dejan.
Siempre respetando, repito, las circunstancias, que se pueden volver adversas. Recuerdo cuando se me partió el chiken loop y tuve que volver desde muy lejos...fue noticia de blog, las reglas de oro fueron respetadas, navegar en compañía con side off shore, saber salir en C, no agobiarse, y, no estar lejos si el sol se está ya poniendo, importante este detalle último.
Nadie puede asegurar que va 100% seguro, lo que si podemos afirmar es que respetando estos detalles podemos, al menos, es llevarnos menos sustos.
Un día os contaré lo que me pasó en pegína haciendo surf un 29 de Diciembre, lo chulo que es una resaka.

2 comentarios:

Ronaldinhokite dijo...

Mario, estoy contigo, no creo que haga falta ir a brasil para encontrar buenos spot.
¿que te paso en pegina?.

MARIO dijo...

pues te lo cuento en otra entrada, para redactarlo mejor, pero bueno, un sustillo, por valiente...